Flujo de energía en los ecosistemas.

De toda la energía solar que llega a la superficie terrestre, sólo una pequeña parte, entre un 0,1% y 1% se incorpora a los organismos productores o autótrofos.

A partir de esta entrada de energía solar comienza un flujo unidireccional de energía a través de todos los organismos de un ecosistema, que fluye desde los organismos autótrofos hasta los heterótrofos, hasta que finalmente se disipa en el medio ambiente.

  • En cada nivel trófico se produce una transferencia de energía de un nivel al siguiente, de un ser vivo a otro, siendo aprovechable sólo el 10% en cada uno de ellos.
  • La progresiva reducción de energía es la que determina que no haya más de cuatro o cinco niveles tróficos.
  • Los organismos productores transforman la energía solar en energía química mediante la fotosíntesis, quedando ésta energía retenida en las moléculas orgánicas.
  • Los organismos consumidores adquieren las moléculas orgánicas mediante la alimentación, absorbiendo dicha energía, utilizándola para sus funciones vitales.
  • Una parte de la energía se pierde en forma de calor (Q).
  • Los restos orgánicos (R.O.) tanto de productores como de consumidores, son desintegrados por los descomponedores que liberan los últimos restos de energía al medio ambiente.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s